fbpx
  • Síguenos:

Los proyectos sustentables vienen con promesa de plusvalía

Por: Eduardo Ricci Burgos. Abogado Negocios COHLERS + Partners

La implementación de proyectos inmobiliarios sustentables en Chile puede generar diversos beneficios económicos y financieros, permitiendo un mayor y mejor uso de una eficiencia energética en la integración de tecnologías y prácticas sostenibles permitiendo una disminución significativa en los costos operativos a largo plazo.

Asimismo, este tipo de proyectos hacen posible la obtención de certificaciones sustentables, siendo la certificación LEED la más usada, ya que aumenta el valor de los proyectos inmobiliarios, y atrae inversores y compradores preocupados por la sostenibilidad que están en la búsqueda de oportunidades de inversión social y ambientalmente responsables, para contribuir a la financiación y el éxito del proyecto.

Así, a partir del 2008 y hasta 2013, hubo un gran boom en la certificación ambiental de edificios privados logrando que Chile tuviese una posición de liderazgo a nivel latinoamericano, respecto al número de edificaciones certificadas, cosa que ya no es así.

Lamentable, pues no creo que la sustentabilidad en construcción sea una moda pasajera. Estos proyectos y la adopción de prácticas sostenibles pueden diferenciar a los desarrolladores inmobiliarios en un mercado competitivo, atrayendo a clientes y empresas que valoran la responsabilidad ambiental y social, como parte de sus políticas e implementación de sus criterios ESG.

Adicionalmente, el desarrollo y construcción de proyectos que cumplen con estándares sostenibles pueden ayudar a mitigar el riesgo asociado con futuros cambios normativos, ya que es probable que las regulaciones ambientales se vuelvan más estrictas con el tiempo, generando así una mayor plusvalía, ya que la demanda de propiedades eco-amigables tiende a crecer e incrementando su valor en el mercado de reventa.

En Chile la “Certificación Edificio Sustentable” (CES), es un sistema que permite evaluar, calificar y certificar, el comportamiento ambiental de edificios de uso público en Chile, tanto nuevos como existentes, sin diferenciar administración o propiedad pública o privada, de la mano del desarrollo del Instituto de la Construcción que tiene como finalidad incentivar el diseño y la construcción de edificios con criterios de sustentabilidad.

Además, parte de la misión del Instituto, también es estimular al mercado para que valore este tipo de edificación, por lo que el apoyo será mancomunado entre el Ministerio de Obras Públicas, la Cámara Chilena de la Construcción y el Colegio de Arquitectos de Chile.

Finalmente, la combinación de estos beneficios económicos y financieros hace que estos proyectos sean una opción atractiva para desarrolladores e inversores, especialmente en un contexto donde la sostenibilidad está ganando cada vez más importancia; pero ello no es suficiente si no está acompañado de políticas públicas claras que fomenten y potencien este tipo de inversiones y proyectos; así como de la normativa adecuada para su implementación e incentivo.

Compartir Noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También puede interesarte


En Inmofest 1º Vivienda puedes cumplir el sueño de la casa propia